Versión para imprimir

28 de octubre de 2015 | | | | | | | | |

Sentido de urgencia SÍ, depresión NO

Con Lyda Forero, del TNI de Holanda, rumbo a la COP 21 de París y las movilizaciones paralelas

Descargar: MP3 (11.4 MB)

Exactamente dentro de un mes empezarán en París, la capital francesa, las movilizaciones más fuertes de los movimientos y organizaciones sociales que vigilantes y activos se plantarán fuerte frente al inicio en esa ciudad, dos días después, de las negociaciones de Naciones Unidas sobre Cambio Climático.

El 28 y 29 de noviembre se realizarán movilizaciones descentralizadas en diversos países (en París se esperan marchas muy grandes), para plantear “la primera palabra” frente a las negociaciones de la vigésimo primera Conferencia de las Partes (COP 21) de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático. En esas movilizaciones se exigirá una discusión sobre las causas y soluciones de la crisis del clima acorde a la gravedad del asunto, y los movimientos sociales plantearán sus posturas.

Así lo explicó a Radio Mundo Real la activista colombiana del Transnational Institute de Holanda (TNI), Lyda Forero, que estará con un importante equipo de su organización en París. Lyda visitó Montevideo, capital de Uruguay, el lunes y martes para un taller de la Confederación de Sindicatos de Trabajadores y Trabajadoras de las Américas (CSA) justamente rumbo a la COP 21, que reunió a representantes de numerosos movimientos sociales de América Latina y el Caribe. Y en ese marco dialogó con Radio Mundo Real.

Las organizaciones y movimientos europeos se están preparando para ir a París y a su vez manifestarse en sus propios países. Será un momemto importante para el continente porque se ha alimentado mucho la ilusión de que podría salir de la COP 21 un nuevo acuerdo “para salvar el clima”. Pero las fuerzas sociales tienen algo para decir al respecto.

Lyda nos contó que los movimientos europeos quedaron fuertemente decepcionados luego de la COP 15 de Copenague, Dinamarca, en 2009, cuando también se esperaba un acuardo mundial frente al cambio climático, lo que estuvo lejos de suceder. Es más, el multilateralismo salió fuertemente dañado de esas negociaciones, luego que un grupo de países liderados por Estados Unidos se reunieran a puertas cerradas tratando de imponer sus posturas en las tratativas internacionales del clima.

“Tal vez no todos, pero muchos tenían esperanzas en tener algunos resultados en Copenague. Muchos otros que éramos mucho más críticos y buscábamos un cambio de sistema sabíamos que eso no iba a pasar. Pero sí hubo una depresión post-Copenague”, manifestó Lyda.

Ahora, en todo el trabajo previo en Francia y con el respaldo de las organizaciones del continente, hay un “reconocimiento de que la crisis climática sigue y empeora” y si bien las movilizaciones “sí son sobre la COP, no pasan sólo sobre eso”. En este sentido, Lyda consideró que hay una postura mucho más amplia que demanda justicia social, acceso al agua, transición justa, un fuerte rechazo a los combustibles fósiles, entre muchos otros temas. Además, se ha puesto en claro que “las alternativas están en las organizaciones, en las comunidades, en los pueblos, aunque hay matices”, dijo la activista colombiana, porque la coalición francesa que organiza las actividades en París es vastísima.

Lyda cree que efectivamente llegará mucha gente de numerosísimas organizaciones a manifestarse a París, como parte además de un “ambiente de movilización que une las demandas por justicia económica y social” a las demandas por justicia climática. Recordó que apenas semanas atrás hubo enormes protestas en las calles de varias ciudades europeas contra el acuerdo de “Asociación Transatlántica de Comercio e Inversión” (TTIP, por su sigla en inglés) que se negocia entre la Unión Europea y Estados Unidos, con una iniciativa ciudadana que reunió tres millones de firmas contra ese convenio.

No obstante, para Lyda en el camino a la COP 21 y las movilizaciones falta colocar las discusiones sobre migrantes y refugiados. “La gente se plantea que hay que abrir las puertas de Europa y es necesario recuestionar la idea de la ’Europa fortaleza’”, pero sin embargo no es un tópico que tenga fuerza entre las ideas que hoy al menos convocan a las protestas callejeras.

Lyda contó en la charla sobre el trabajo de la coalición francesa que está organizando las actividades y dijo cuáles serán los momentos cruciales en París. Además de las movilizaciones descentralizadas de 28 y 29 de noviembre, el 5 y 6 de diciembre, fin de semana que separa las dos semanas de movilizaciones oficiales de la COP, se realizará la Cumbre de los Pueblos sobre el Clima y la Villa Global de las Alternativas.

En la segunda semana de tratativas, del 7 al 11 de diciembre, los movimientos sociales concretarán la “Zona de Acción Climática”, con movilizaciones escaladas, “en las que vamos incrementando las fuerzas y las críticas y vamos poniendo cada vez más claras nuestras demandas, y aprovechamos también el tiempo para fortalecer las convergencias que ya hemos venido caminando”. Ya hay días de movilizaciones determinados para esa semana: el Día de la Agricultura Campesina y Soberanía Alimentaria, el 9 de diciembre, con la Vía Campesina liderando las actividades, el Día Global contra el Fracking y la Energía Sucia será el 10 de diciembre, con Food and Water Watch preparando esa agenda. Es posible que ese mismo día en forma conjunta haya una movilización contra los Tratados de Libre Comercio (TLC).

Asimismo, el 11 de diciembre, día que termina la COP, habrá una movilización frente a las falsas soluciones del cambio climático, que será organizada por Amigos de la Tierra Internacional, y para terminar, un día después, habrá una acción de masas por la justicia climática. “El día 12, del mes 12, a las 12 horas se reúnen los pueblos en un clamor por la justicia climática, en una especie de convergencia entre diferentes cadenas humanas con mensajes que para nosotros son las soluciones reales al cambio climático”. Se está pensando en la posibilidad de hacer ese día, y casi al mismo tiempo, una acción dentro de las negociaciones oficiales.

Al final de la entrevista Lyda relató a Radio Mundo Real las partes más importantes de la agenda del TNI en París, que incluye un fuerte trabajo de denuncia de la “arquitectura de la impunidad” y del poder corporativo como responsable de la crisis del clima, y a favor del Tratado vinculante que se negocia en otro espacio de ONU sobre corporaciones transnacionales y derechos humanos.

La denuncia de las falsas soluciones al cambio climático y la promoción de las soluciones de los pueblos, como la soberanía alimentaria, la producción campesina de alimentos, el rol de los pescadores artesanales, serán también ejes de las actividades del TNI. La organización con sede en Amsterdam, Holanda, y que trabaja con aliados en varios países en desarrollo, lanzará además un libro con foco en la militarización, las migraciones y el cambio climático.

Imagen: www.tni.org

(CC) 2015 Radio Mundo Real 10 años

Mensajes

¿Quién es usted?
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

Cerrar

Radio Mundo Real 2003 - 2016 Todo el material aquí publicado está bajo una licencia Creative Commons (Atribución - Compartir igual). El sitio está realizado con Spip, software libre especializado en publicaciones web... y hecho con cariño.