Versión para imprimir

8 de julio de 2015 | | | |

Responsabilidad penal

Juan Hernández Zubizarreta: reflexiones y aportes al acuerdo vinculante sobre derechos humanos y transnacionales

Descargar: MP3 (6.5 MB)

El martes, en el segundo día de negociaciones de la ONU en Ginebra, por un acuerdo legal sobre transnacionales y derechos humanos, se celebró el evento paralelo “Ocho propuestas para el instrumento internacional jurídicamente vinculante”. La cita, convocada por la Campaña para desmantelar el poder corporativo y poner fin a la impunidad, reunió como panelistas a integrantes de organizaciones pertenecientes a la Campaña y registró una nutrida afluencia de público de diversas partes del mundo.

Como su nombre lo advierte, el encuentro sirvió de plataforma para presentar las contribuciones que desde la Campaña se han construido frente a un tema de alta importancia en el ámbito de la búsqueda de la justicia económica global. (Ver las ocho propuestas en documento adjunto).

El doctor en derecho Juan Hernández Zubizarreta, representante del Observatorio de Multinacionales en América Latina (OMAL), que integra la Campaña para desmantelar el poder corporativo y poner fin a la impunidad, ofició como expositor de los puntos sexto y séptimo de la contribución. Llamó la atención sobre la responsabilidad de las instituciones financieras económicas internacionales, nacionales y regionales, en la construcción de normas opacas, carentes de legitimidad democrática y que hacen parte de la arquitectura de la impunidad por su fortaleza para afectar a los pueblos y personas. También señaló la responsabilidad de esas instituciones financieras en el ataque a los derechos humanos -violentándolos en el sentido unitario e interdependiente de los mismos- y pese a lo cual salen impunes en el ámbito internacional.

El jurista resaltó que “esto no es posible, la responsabilidad no es algo exclusivo de los Estados, las empresas transnacionales y las instituciones financieras económicas internacionales deben responder”. “El derecho internacional sobre los derechos humanos se vertebra en base a una serie de principios que hacen que las instituciones deban respetar este derecho internacional, pero además existen normas específicas”, agregó. El integrante de OMAL resaltó por ejemplo el artículo 103 de la Carta de principios de Derechos Humanos.

Para el jurista, la violación sistemática de derechos humanos por parte de las instituciones financieras internacionales (IFIS) “provoca responsabilidad por acción o por omisión, de una manera unipersonal o colegiada, y también sus prácticas deben llevar a responsabilidad civil y penal”, teniendo la obligación de indemnizar y satisfacer a los pueblos del planeta vulnerados.

Por otra parte, Hernández Zubizarreta ubicó la necesidad de la institucionalización y tipificación del crimen económico internacional, que según dijo es uno de los vacíos que el acuerdo internacional vinculante sobre derechos humanos y transnacionales puede solucionar. “Crimen económico internacional por las prácticas de estas instituciones, no solamente por acción sino por complicidad, por colaboración, por instigación, por inducción y por encubrir”. “Avanzar en el crimen económico internacional no quita la posibilidad de que la Corte Penal Internacional pueda incriminar a los responsables personales de las IFIS”, concluyó el jurista.

Con el intercambio entre los panelistas y el público afluente, el evento paralelo cerró presentando las conclusiones de la perspectiva que las organizaciones y movimientos sociales han construido en la búsqueda de la justicia social, económica y ambiental frente a las empresas transnacionales.

Imagen: Radio Mundo Real

(CC) 2015 Radio Mundo Real 10 años

Mensajes

¿Quién es usted?
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

Cerrar

Radio Mundo Real 2003 - 2016 Todo el material aquí publicado está bajo una licencia Creative Commons (Atribución - Compartir igual). El sitio está realizado con Spip, software libre especializado en publicaciones web... y hecho con cariño.